Javier Mascherano, acusado de utilizar una offshore para transferencias bancarias por 1 millón de dólaresDeportes 

Javier Mascherano, acusado de utilizar una offshore para transferencias bancarias por 1 millón de dólares

El jugador de Estudiantes y excapitán de la Selección Argentina, Javier Mascherano, está involucrado en una investigación sobre delitos financieros y se lo acusa de haber utilizado una sociedad offshore y realizado una serie de transacciones bancarias que salieron de Estados Unidos, triangularon por Portugal y terminaron en Uruguay.

El abogado del futbolista, Mariano Aguilar, afirmó que el dinero, que asciende a más de 1 millón de dólares, fue destinado a “inversiones inmobiliarias” en el país vecino donde Mascherano compró un terreno que se loteó para la venta y un edificio en el que funciona la embajada chilena.

Las transacciones que están en la mira por un posible caso de lavado de activos, ocurrieron al mismo tiempo en el que el jugador era condenado en España por fraude al fisco.

Mascherano, en enero de 2016, mientras jugaba en el Barcelona, declara por el fraude al fisco español. Foto: EFE.

La información surge de Fin-CEN Files, una investigación global basada en más de 2.100 registros con informes de actividades sospechosas reportadas por bancos norteamericanos ante la Unidad de Inteligencia Financiera del Tesoro de los Estados Unidos. Esos documentos fueron obtenidos por BuzzFeed News y compartidos con el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ).

De acuerdo a lo informado este martes por Infobae, La Nación y Perfil, integrantes del ICIJ, se detectaron cuatro giros por un total de más 1 millón de dólares (entre fines de 2015 y principios de 2016) que alertaron a los bancos norteamericanos por un posible caso de lavado.

Las transacciones salieron de una cuenta en Estados Unidos a nombre de Alenda Investments Ltd, una sociedad registrada en las Islas Vírgenes Británicas (BVI) y cuyo titular era Mascherano.

Según argumentó el abogado del futbolista, Mariano Aguilar, el dinero estaba destinado a “dos inversiones inmobiliarias en Uruguay”.

Los fondos pasaron por una serie de cuentas: del Pershing LLC en Jersey, una subsidiaria del BNY Mellon especializada en inversiones, pasaron al Deutsche Bank en Nueva York, y de allí al Novo Banco, de Lisboa, Portugal, para terminar en la cuenta de la financiera uruguaya Eurodracma, en el Banco BANDES de Montevideo.

Javier Mascherano y Mauricio Macri durante una charla en 2015 para miembros del Gabiente macional, docentes y alumnos de escuelas públicas. Foto: DyN

Las transacciones que investiga Fin-CEN ocurrieron al mismo tiempo en que Mascherano era condenado en España por fraude a la Hacienda. El mediocampista que por entonces jugaba en el Barcelona admitió haber defraudado al fisco español en una suma cercana al millón y medio de euros -1,64 millones de dólares-. En su declaración, aceptó una condena de un año de cárcel y pidió que se le suspenda la pena de prisión o se la sustituya por una multa de 21.600 euros

Para evitar conflictos mayores optó por regularizar su caso mediante un pago de 1.750.000 euros, correspondientes al monto adeudado más los intereses. 

La Justicia española lo había acusado de ocultar sus ingresos de derechos de imagen correspondientes a los años 2011 y 2012. El día en que fue citado a declarar, la fiscalía apuntó que ese movimiento de evasión fiscal se desarrolló en dos sentidos: “No declarar las rentas obtenidas de la marca Nike a través de una sociedad domiciliada en Estados Unidos y simular la cesión de sus derechos de imagen a una sociedad puramente instrumental radicada en la zona franca de Madeira (Portugal)”.

Tras admitir su responsabilidad y llegar a un acuerdo con la Justicia española, el futbolista realizó su descargo mediante una carta en la que apuntó contra sus asesores legales. “Soy un deportista profesional, no tengo grandes conocimientos de cuestiones impositivas ni legales. Por lo tanto, debo apoyarme en gente que sí maneja estos temas técnicos y, para mí, complejos. Durante toda mi carrera fui una persona honesta y responsable, respetando a mis compañeros, a los clubes que representé y a los países donde me tocó vivir”, explicaba en ese entonces.

Mascherano cerró su largo ciclo con la Selección luego del Mundial de Rusia 2018. Foto Reuters

Ahora el futbolista vuelve a quedar involucrado en una grave denuncia por supuesta evasión. Consultado por integrantes del Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación, el abogado de Mascherano no supo explicar por qué el dinero de las transacciones pasó de Estados Unidos a un banco en Portugal, antes de llegar a Uruguay.

“El dinero estaba en una cuenta en Estados Unidos –dijo Aguilar- y Mascherano pidió que fuera transferido a Uruguay. No sabe por qué pasó por Portugal. La financiera que intervino en el destino final tuvo que ver con la inversión inmobiliaria”.

El destino final del dinero fue la financiera uruguaya Eurodracma, investigada en la trama del Lava Jato, el caso de corrupción que estalló en un lavadero de autos de Brasilia pero que sacudió a toda la región.

Mirá también

Mirá también

JCH.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Noticias Relacionadas

Leave a Comment