patronato-–-boca,-por-la-copa-de-la-liga-profesional:-el-equipo-xeneize-perdio-por-1-a-0-en-parana-y-sumo-la-segunda-derrota-seguidaDeportes 

Patronato – Boca, por la Copa de la Liga Profesional: el equipo xeneize perdió por 1 a 0 en Paraná y sumó la segunda derrota seguida

Boca perdió por 1 a 0 contra Patronato en Paraná, por la última fecha de la etapa de grupos de la Copa de la Liga Profesional. Está segundo en el grupo B, pero quedará tercero si Talleres le gana este domingo a Lanús. Más allá de que se presentó con una formación alternativa, el resultado es un llamado de atención: sufrió la segunda derrota seguida, luego de la caída por el mismo resultado en Guayaquil, contra Barcelona, por la Copa Libertadores.

“Fue horrible”, aseguró Franco Soldano, con una sorprendente autocrítica. Miguel Ángel Russo dispuso de una formación alternativa, con promesas como el defensor Renzo Giampaoli, de 21 años; el volante Ignacio Fernández, de 18, y el hábil Exequiel Zeballos, de 19. Hubo algunos regresos luego de diversos contratiempos, como los de Marcos Rojo y Jorman Campuzano, y nuevas oportunidades, como las de Gonzalo Maroni y Soldano.

Capaldo, en acción, en Patronato vs Boca, en ParanáFotobaires

La idea del entrenador es descubrir qué hay detrás de los consagrados, de Tevez y compañía. Algunas dudas, algunos proyectos y una respuesta convincente en el arranque del espectáculo: Javier García, el tercer arquero, tuvo una gran intervención para evitar la apertura del marcador, luego de una exquisitez de Junior Arias.

Patronato se animó a jugar con profundidad. Tuvo la pelota, manejó los tiempos, frente a un adversario poderoso y estático. Boca corrió detrás de la pelota, despreocupado. En realidad, no precisa del poder del balón; puede ser peligroso con un par de toques veloces, profundos.

El gol de Lautaro Torres

El espectáculo no tuvo demasiadas emociones, pero en los minutos finales hubo una mayor dosis de electricidad en los avances. Explosivos y creativos, aunque esporádicos.

La dura autocrítica de Franco Soldano

De pronto, Boca empezó a atacar más y mejor. Un remate desviado de Zeballos fue un aviso. Patronato se retrasó varios metros y le cedió el terreno y el protagonismo al equipo xeneize, que siguió probando alternativas, con los ingresos de Sandez y Buffarini. Las pruebas son lógicas: Boca compite con alta tensión en la doble competencia. Su próximo desafío será Santos, en Brasil, este martes, desde las 19.15. De la Copa de la Liga a la Libertadores, en continuado.

Renzo Giampaoli, una de las caras nuevas xeneizes, en el choque contra PatronatoTwitter @BocaJrsOficial

Las modificaciones continuaron en Boca y desvirtuaron, un poco, su mejor desempeño durante la segunda mitad. Debutó Nicolás Valentini, de 21 años y regresó el Pulpo González, luego de una seria lesión. El contexto era ideal: su suerte no está comprometida en la Copa de la Liga. Se trató de una noche de prueba y error. De regresos, presentaciones y esperanza a futuro.

Giampaoli tuvo una buena tarea; aquí, en un cruce perfecto Fotobaires

Sin embargo, entre tantos cambios, Boca perdió la brújula. Un centro de Urribarri encontró la cabeza goleadora de Torres. Sorpresivamente, Patronato se puso en ventaja: García no llegó con el vuelo. Boca se desesperó, Patronato retomó el control. “Es horrible, es una imagen que no debemos dar. Me voy recaliente”, comentó Franco Soldano, el delantero de Boca, que no dispuso de ninguna situación de gol.

LA NACION

Conocé The Trust Project

Noticias Relacionadas