en-setiembre,-la-venta-de-motos-cayo-20%-por-el-cepo-a-las-importacionesEconomía 

En setiembre, la venta de motos cayó 20% por el cepo a las importaciones

En la industria advierten que faltan insumos para producir y que es un momento muy delicado”.

03/10/2022 18:01

Actualizado al 03/10/2022 18:00

La abundancia de pesos y crédito a tasas blandas impulsan la demanda, pero la industria de las motocicletas no lo puede aprovechar por falta de mercadería. Según la ACARA, la cámara de los concesionarios, en setiembre se patentaron 31.797 unidades, lo que representa una baja interanual de 19,9%. Es el segundo mes de contracción ya que en agosto, los despachos cayeron 8,7% lo que coincide con el endurecimiento del cepo a las importaciones a partir de junio.

La preocupación en el sector es generalizada. “Estamos en un momento muy delicado, necesitamos que se liberen insumos para la producción y así poder seguir trabajando con normalidad”, sostuvo Lino Stefanuto, titular de la CAFAM, la cámara de las marcas que ensamblan en el país. En total son 16, entre ellas Honda, La Emilia (Motomel), Grupo Iraola (Corven y Zanella), Gilera y Yamaha.

A comienzos de año, en la industria proyectaban una fuerte recuperación después de dos años pandemia, con el impulso oficial al consumo de los programas Ahora 12 y el Plan Mi Moto, que financian en cuotas a tasas por debajo del mercado. Se estimaba colocar entre 520 y 540.000 unidades. En este nuevo contexto, las empresas se conforman con vender cerca de 460.000 motos (una suba del 15% con relación a 2021).

“Hoy tenemos una seria dificultad para garantizar la producción y estamos al límite con las piezas y los componentes”, graficó una fuente de la industria. Las marcas coinciden en que hasta el mes pasado “había producto, pero que a partir de ahora podrían empezar a escasear determinadas líneas y modelos” si las restricciones para importar y para acceder a los dólares se mantienen.

Al referirse a la caída de patentamientos, el titular de la división Motovehículos de la ACARA, Horacio Jack, señaló que “en septiembre la problemática de las importaciones tuvo su impacto tanto en unidades como en partes”. La evolución de las ventas en los últimos 6 meses fue un serrucho y en mayo alcanzó su máximo, cuando se registró una suba interanual de 88,4%.

Desde junio la situación se complicó. No obstante, “en el acumulado del año el sector registra un crecimiento de 16% con respecto al mismo período del año anterior”, dice el informe de ACARA. En el mercado esperaban una recuperación más fuerte tras las dificultades que ocasionó la pandemia y la cuarentena obligatoria.

Las marcas coinciden que los tropiezos comenzaron con la renuncia de Martín Guzmán y la significativa pérdida de reservas del Banco Central. “Primero fue la circular A 7532, que nos obligó a financiar a 180 días el pago de importaciones. Después, con las modificaciones del equipo económico, cambiaron los interlocutores y la dinámica para aprobar el ingreso de mercadería y todo se hizo más confuso”, se lamentan.

Algunos remarcan, incluso, que las restricciones para importar pueden alterar los niveles de participación de cada marca. Entre enero y setiembre, la japonesa Honda lidera el mercado con 67.891 unidades vendidas, esto es el 21,2% del total. Más atrás aparecen Motomel (13,9%), Corven (12,6%), Gilera (11%) y Zanella (10,6%).

La mayoría de las motos importadas, siempre según el informe de ACARA, proviene de Brasil: representan el 28% del total en el acumulado de los primeros 9 meses del año. Lo sigue China (22%), India (14%), Tailandia (6%) y Japón (5%), lo que tiene lógica ya que en la Argentina dos de las marcas líderes (Honda y Yamaha) ocupan puestos de liderazgo en el ranking de ventas.

El uso de motos se incrementó en la pandemia como vehículo alternativo al transporte público.

Noticias Relacionadas