Gerardo Zamora, aliado de Sergio Massa, el primer gobernador en sumarse al nuevo plan platita con bonos de montos muy superiores

El mandatario de Santiago del Estero anunció un bono de «emergencia» por 400 mil pesos y un aumento de 55 mil para empleados públicos provinciales, una oferta muy por encima de la del ministro de Economía y candidato presidencial, de 60 mil.

Con la inflación pisándole los talones a buena parte de la sociedad, y después de los anuncios realizados por Sergio Massa para contener sus efectos de la devaluación, Gerardo Zamora tomó la decisión política de ser el primer gobernador en alinearse al nuevo plan platita con bonos para los empleados públicos de Santiago del Estero. Pero el aliado del candidato presidencial de Unión por la Patria excedió los márgenes con creces.

Su oferta dista enormemente de lo resuelto por el ministro de Economía: son 400 mil pesos, contra los 60 mil prometidos por Massa a trabajadores públicos nacionales y privados.

El gobernador, después de una reunión de la Mesa de Diálogo y Trabajo en la que estuvieron gremialistas y autoridades provinciales, confirmó que los trabajadores estatales santiagueños recibirán un aumento salarial de emergencia de $55 mil y un bono de $400 mil a pagar en cuatro cuotas, a partir de septiembre.

Zamora, aliado fundamental del armado de Massa, explicó que esta medida es un “reconocimiento de la situación económica inflacionaria que viene generando una caída del salario, del poder adquisitivo del bolsillo de todos, y fundamentalmente afecta a los trabajadores”.

Massa había pedido este domingo, en su goteo de videos con anuncios de beneficios por Instagram, que provincias e intendencias se plegaran a las medidas con sus propios fondos, lo que produjo quejas como, por citar un caso, las de intendentes oficialistas y opositores en la Provincia de Buenos Aires que notan dificultades para la erogación.

No es el caso de Zamora, que abre un potencial conflicto por el otro lado: generar una escala sustancialmente mayor, en comparación con lo planteado por Nación. “Hemos acordado una recomposición salarial de emergencia, que tiene carácter de remunerativa y no bonificable, es decir con los aportes jubilatorios y en blanco, de $55 mil mensuales con el sueldo de septiembre”, anunció el mandatario.

Además, detalló que el incremento salarial “impacta en todos los empleados, incluso contratados, planta permanente y docentes con hasta dos cargos (a quienes les corresponderá cobrar dos veces)”. Para los trabajadores con contratos de locación de servicio, en tanto, el aumento será de $32 mil pesos.

En cuanto al bono de fin de año, precisó que será de $400 mil, en 4 cuotas de 100 mil pesos cada una. La primera cuota se pagará el 7 de septiembre, la segunda se efectivizará el 17 de octubre, el 14 de noviembre la tercera, y 7 de diciembre la última.

A fines de abril de este año, Zamora ya había otorgado un bono de 150 mil pesos que se sumaría al aguinaldo de todos los empleados públicos. Foto Juano Tesone.

A fines de abril de este año, Zamora ya había otorgado un bono de 150 mil pesos que se sumaría al aguinaldo de todos los empleados públicos. Foto Juano Tesone.

A fines de abril de este año, Zamora ya había otorgado un bono de 150 mil pesos que se sumaría al aguinaldo de todos los empleados públicos. Además, anticipó múltiples ascensos y pases a planta permanente en la administración santiagueña.

Este domingo, Massa anunció un paquete de medidas económicas, entre ellas una suma fija para trabajadores del sector privado y también para los empleados públicos nacionales. Se trata de 60 mil pesos pagaderos en dos cuotas mensuales, no remunerativos y por única vez, absorbibles por las paritarias, que beneficiarán a empleados privados con salarios netos de hasta 400 mil pesos.

El plan platita de Zamora será también para empleados municipales en Santiago del Estero

En el anuncio efectuado en el salón de acuerdo de Casa de Gobierno, Zamora señaló que el Gobierno provincial absorberá también el pago del bono para los casi 16 mil empleados municipales de la provincia.

“Los trabajadores municipales cobrarán el bono junto a los empleados provinciales”, dijo y pidió a los intendentes y comisionados municipales que “vean, dentro de sus posibilidades, de efectuar una recomposición salarial, esperamos que hagan ese esfuerzo, para que haya la mayor igualdad entre todos los empleados”.

Zamora dijo, en paralelo, que cree que “con estas medidas” le está “ganando a la inflación” y adelantó que en el mes de enero se “discutirá nuevamente la pauta salarial” para el próximo año. “Esto demuestra que el Estado funciona”, enfatizó.

Por último, en un aparente tiro por elevación hacia Javier Milei, deslizó: “Se habla tanto de los males del Estado, que debería desaparecer, que cada tanto surgen estas ideas liberales, pero siempre digo yo que detrás de cada empleado público hay un docente, un enfermero”.

ES

Más Noticias

Noticias
Relacionadas