La abogada de Lotocki no cree que la muerte de Luna afecte a su defendido

Foto Captura de video

Foto: Captura de video.

La abogada de Aníbal Lotocki, Ileana Lombardo, descartó este jueves la posibilidad de que el fallecimiento de la actriz Silvina Luna afecte la situación legal de su defendido ya que, afirmó, la Justicia no encontró «nexo causal» entre las cirugías y la muerte de los pacientes.

La actriz y modelo Silvina Luna falleció este jueves a los 43 años en el Hospital Italiano del barrio porteño de Almagro. Estaba internada internada desde el pasado 13 de junio, a consecuencia del agravamiento de su estado de salud producto de una mala praxis del médico Aníbal Lotocki, quien en 2011 le produjo una intoxicación de metacrilato que le provocó hipercalcemia e insuficiencia renal.

Lombardo poco después de conocerse la muerte de la actriz y expaciente de su defendido, confirmó a Télam que pedirá la «historia clínica» de Luna para «saber cuál fue el proceso» que terminó con su vida.

En febrero de 2022 Lotocki fue condenado a cuatro años de prisión efectiva y a cinco años de inhabilitación para ejercer la medicina por «lesiones graves» derivadas de los tratamientos de belleza que practicó sobre Gabriela Trenchi, Silvina Luna, Stefanía Xipolitakis y Pamela Sosa.

Detalles del juicio

El fiscal que llevó adelante la acusación, Sandro Abrales, señaló durante el juicio que Lotocki «no atendía las más mínimas reglas de la práctica profesional: atendía en lugares sin habilitación, con productos que no podía usar e incluso quiso hacer responsable a sus pacientes por las consecuencias nocivas» padecidas.

La fiscalía había pedido 7 años y 9 meses de prisión y las querellas de las víctimas 9 años, pero el juez Carlos Rengel Mirat entendió que cuatro años era la pena ajustada.

Lotocki causó lesiones en el cuerpo a Trenchi, Luna, Xipolitakis y Sosa con el uso de un relleno que contenía microesferas de polimetil metacrilato (PMMA), en lugares del cuerpo en los que está prohibido su uso, y en cantidades superiores a las sugeridas por la comunidad científica.

Este material les produjo tumoraciones a estas mujeres -que se sometieron a una intervención en sus glúteos, pelvis y muslos- e inflamaciones crónicas.

En el juicio también se ventiló un reporte del Ministerio de Salud, en el que se señaló que Lotocki «no posee título de especialista en cirugía general, ni tampoco la especialidad de cirugía plástica y reparadora registradas ante esta cartera sanitaria».

Foto Captura de video

Foto: Captura de video.

El médico, tras conocerse el fallo condenatorio, aseguró que la condena era «injusta» ya que «el producto que utilicé en esas cuatro pacientes está autorizado por las autoridades sanitarias».

Luego utilizó el mismo argumento que hoy repite su abogada, y es que las pericias «dicen que las enfermedades que padecen las denunciantes no tienen nexo causal con el procedimiento» que les aplicó.

En febrero de 2022, el abogado de Silvina Luna, Fernando Burlando, celebró la decisión del Tribunal Oral en lo Criminal y Correccional 28.

«Fueron muchos años de lucha, muchos en los que tuvimos una Justicia que hacía oídos sordos y entendía que esto era un tema frívolo y no era un tema vinculado a la salud», dijo el abogado que todavía no reveló si encabezará alguna iniciativa legal a partir del deceso de Luna.

A mediados de este año, la Cámara Nacional de Casación, ordenó la «inhabilitación» provisoria de Aníbal Lotocki para el ejercicio de la medicina, hasta tanto su sentencia quede firme.

Los jueces del tribunal de alzada advirtieron en las pruebas presentadas que Lotocki ejercía de manera «abusiva» la profesión de médico.

Otros casos

También a mitad de 2023, el falso cirujano fue procesado por el juez Luis Schelgel, aunque sin prisión preventiva, como autor del «homicidio simple con dolo eventual» del paciente Rodolfo Zárate (60), ocurrido el 16 de abril de 2021, tras las complicaciones por una intervención quirúrgica programada.

El paciente decidió hacerse una lipoescultura y dermolipectomía, por la suma de USD6.500 dólares, pero se descompensó poco después de la intervención y fue intubado por el equipo de Lotocki, aunque se determinó después que fue «mal intubado».

Zárate tenía una situación de salud general delicada, según determinó el juez, y la remoción de tejidos en cuello, hombros, pectorales, brazos, axilas, cara anterior del abdomen, pelvis, región lumbar y sacar y glúteos, pudieron llevarlo al paro cardíaco que lo terminó matando.

En agosto de este año también sorprendió la muerte de Mariano Craparola (49), columnista del programa La jaula de la Moda, quien el lunes 14 de este mes había ingresado al Centro Medicus, de la Ciudad de Buenos Aires, para extirparle unos cálculos renales. Luego de esa cirugía se produjo una descompensación y un shock hemorrágico que le desencadenó un paro cardíaco.

Caprarola, que también le había iniciado una demanda a Lotocki, en una entrevista dada al programa Socios del Espectáculo (El Trece) -emitida el pasado 3 de julio- aseveró que no puede «ni nombrarlo. Cuando lo menciono, me provoca un dolor tremendo en el alma. Incluso fui garante de su clínica en Belgrano».

Sobre la operación estética a la que se sometió afirmó: «Hice algo por estúpido, por no pensar las consecuencias; pero nunca pensás que un amigo te va a traicionar como me traicionó, que te va a inyectar muerte».

Más Noticias

Noticias
Relacionadas